¿Cómo evitar que los alimentos se descompongan en verano?

0
211

Con las altas temperaturas de este verano los alimentos son más susceptibles a que las bacterias se reproduzcan en mayor escala debido al calor y la humedad, por lo que es necesario adoptar nuevos hábitos con respecto al manejo, preparación y preservación de los alimentos, debido a que pueden descomponerse con mayor facilidad provocando enfermedades, infecciones estomacales e intoxicaciones alimentarias.

“Entre mayor cantidad de agua tengan los alimentos, son más sensibles a malograrse rápidamente porque tienen un medio donde las bacterias, hongos y otros microorganismos se puede reproducir fácilmente. En este grupo se encuentran las frutas y verduras frescas, productos lácteos como leche, yogurt natural, queso fresco, carnes crudas y aves de corral”, afirma la Mg. Johanna León Cáceres, docente de Nutrición y Dietética de la Univ. Norbert Wiener.

En esta temporada de calor, es fundamental mantener la seguridad alimentaria y asegurarse de que los alimentos se conserven frescos y saludables. Por ello, la especialista brinda las siguientes recomendaciones para evitar que los alimentos se descompongan.

Planifica tus comidas: Para minimizar el tiempo en el cual los alimentos perecederos permanecen fuera del refrigerador y evitar que se descomponga. Para ello, divide en porciones el alimento y solo retira del congelador la cantidad que deseas consumir durante el día.

Planifica tus compras: Organízate y planifica la alimentación para saber las fechas en que harás compras y puedas darte el tiempo de lavar, limpiar, desinfectar, cortar y hasta cocinar los alimentos. Así aseguras una oferta alimentaria saludable e inocua, sobre todo en estos tiempos donde el calor nos juega en contra.

Descongela adecuadamente: Un descongelamiento seguro evita la proliferación de microorganismos. Lo idóneo sería no cambiar bruscamente la temperatura. De congelador debería pasar a refrigeración y puede tardar aproximadamente 12 horas. Otra opción más rápida sería empleando la función de descongelación en el microondas.

Congela correctamente los alimentos: Usa de aliado a tu congeladora. Congela los alimentos que no se vayan a consumir pronto para preservarlos. Esto ayuda a extender el tiempo de vida de alimentos tanto crudos como cocidos. Utiliza bolsas para congelar adecuadas y etiqueta los alimentos con la fecha de congelación para un fácil seguimiento.

Almacenamiento adecuado: Guarda los alimentos perecederos, como carnes, lácteos y productos frescos, en el refrigerador tan pronto como sea posible después de comprarlos.

Es recomendable que las carnes y alimentos perecederos se elijan al final durante la compra para reducir el tiempo que puedan estar fuera de refrigeración.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí