Koenigsegg no teme a Bugatti: irá a Ginebra con un hiperauto capaz de alcanzar los 500 km/h

0
120
rapido

Desde que el ser humano existe, siempre ha querido ir más rápido. En la era del automóvil, inexorablemente, ha llevado a una reñida carrera por conseguir el auto más rápido de la historia. El Bugatti Veyron fue durante años el auto de producción más rápido, con una punta superior a los 400 km/h y 1.001 CV de potencia. Ni siquiera dos décadas después, estamos a punto de conocer a un auto de producción capaz de superar los 500 km/h. Un Koenigsegg cuya existencia es una respuesta al Bugatti Chiron Super Sport 300+. La carrera no ha acabado.

El límite de velocidad genérico en autopistas sigue siendo de 120 km/h en gran parte de Europa, y con todo, los fabricantes de hiperautos siguen enzarzados en construir el auto más rápido de todos los tiempos. Un auto cuya velocidad puede testarse en apenas un puñado de sitios en todo el planeta, bajo condiciones muy controladas y grandes medidas de seguridad. Cuando Bugatti lanzó el Chiron y anunció su velocidad punta, nadie esperaba que fuese inferior a la del Veyron Super Sport. Y quizá a raíz de ello, Koenigsegg decidió llevarse a Suecia el récord de velocidad.

En 2017, en una gigantesca recta en Nevada (EE.UU.) el Agera RS llegó a alcanzar los 457 km/h en una carretera pública cerrada al tráfico. El récord de los suecos se mantuvo indemne hasta 2019, cuando Bugatti, sin previo aviso, presentó el auto más rápido del mundo. El Bugatti Chiron Super Sport 300+, que en la gigantesca recta del circuito de prueba de Ehra-Leissen (Alemania) llegó a circular a unos mareantes 490,48 km/h. A Koenigsegg no le habrá gustado que le arrebatasen el récord, con total seguridad. Y no va a quedarse de brazos cruzados.

Según informa TheSupercarBlog, en el Salón de Ginebra de 2020 – que tendrá lugar en Ginebra este mes de marzo – Koenigsegg presentará un coche capaz de superar los 500 km/h. Su nombre, según este blog, será Koenigsegg Mission 500. Los detalles acerca de este auto son inexistentes por el momento, pero podría tratarse de una versión orientada a una velocidad máxima elevada del Koenigsegg Jesko. El nuevo Jesko es un supercoche cuya producción está limitada a 125 unidades, tiene 1.600 CV de potencia y tiene una revolucionaria caja de cambios de nueve relaciones… y siete embragues.

Por si este hiperauto capaz de superar los 500 km/h fuera poco, Koenigsegg podría presentar otros dos coches en la muestra suiza. Sea como fuere, nos queda claro que la batalla por la velocidad máxima sobre cuatro ruedas en autos de producción está más viva que nunca.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here