Recorría América con su perro y un viejo VW, pero murieron en un accidente

0
1080
vw

Jesse Koz y su perro Shurastey recorrieron 85.000 kms desde Brasil hasta Estados Unidos en un Escarabajo 1978. Una historia de libertad y amistad, que tuvo un triste final.

Habían pasado ya más de cinco años desde que Jesse Koz, un vendedor brasileño de 29 años, decidió dejar su trabajo y estudios de educación física, para emprender un largo viaje por América que lo llevaría desde Brasil hasta Alaska. O al menos, esa era la intención.

Con 10.000 reales en el bolsillo (unos 2.000 dólares), tomó su viejo Volkswagen Escarabajo 1300 de 1978 y junto a Shurastey, su perro golden retriever, inició el camino en abril de 2017. Durante la pandemia regresó a Brasil tras haber llegado hasta Norteamérica, pero en febrero de este año retomó la ruta. 

En esa aventura, todos tenían un nombre. Además de Jesse, quien se convertiría en un influencer con más de 400.000 seguidores en Instagram, el nombre del perro aludía a la canción “Should I stay or should I go” de la banda inglesa The Clash. Por su parte, el carro se llamaba “Dodongo”.
.
Todos partieron de este mundo el pasado lunes 23 de mayo en un lamentable accidente ocurrido en Portland, estado Oregón, Estados Unidos. Pero, ¿cómo fue ese largo viaje por América que terminó trágicamente?

El recorrido de Jesse Koz, Shurastey y Dodongo

Cuando Jesse Koz salió de Balneário Camboriú, la ciudad brasileña donde residía, lo hizo pensando en vivir plenamente y en total libertad, haciendo lo que quisiera y cuando quisiera, sin que le costara mucho dinero.

Así fue como, tal y como decía aquella canción de Tito Nieves, se fueron “sin rumbo alguno”. Koz dormía dentro del carro con Shurastey y comía fideos todos los días, pero a pesar de muchas restricciones, su libertad lo hacía feliz. Por entonces, sobrevivía vendiendo calcomanías a dólar y con el apoyo de quienes conocía en la ruta. 

.Desde Brasil salieron a Uruguay y Ushuaia, la punta sur de Argentina. Luego entraron a Paragüay y llegaron a las playas de Santa Catarina, en Brasil. El plan inicial era quedarse allí, pero Koz decidió seguir adelante junto a Shurastey visitando Río de Janeiro, Pará y Mato Grosso do Sul.

Pasaron a Bolivia, Chile, Perú, Ecuador y Colombia. Ya habían pasado 840 días y unos 60.000 kilómetros. A estas alturas Koz y Shurastey ya eran populares en redes sociales, tenían su propia venta de camisetas y pauta comercial de diversos productos, entre ellos, varios relacionados con perros y veterinaria.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here