El gran problema de los CEO, según Elon Musk: demasiados MBA y pocos líderes

0
251
elon

Elon Musk no es líder corriente. Ni falta que le hace: a pesar de sus excentricidades y de haber dejado la presidencia de Tesla, su gran apuesta por los coches eléctricos del futuro, su influencia en la innovación tecnológica global sigue siendo innegable. Incluso tras haber dado un paso tan arriesgado como cambiar Silicon Valley por Texas para centrarse en la exploración de Marte y la Luna con SpaceX, sigue acumulando fortuna personal hasta haberse situado como el segundo hombre más rico del mundo, solo por detrás de Jeff Bezos.Por eso, Musk considera que ni los grandes líderes ni las grandes fortunas deben ser «corrientes».

El fundador de Tesla y SpaceX ha explicado esta semana que el mayor problema con las empresas estadounidenses en la actualidad es que hay demasiados graduados de escuelas de negocios que las dirigen. «Creo que hay demasiados MBA dirigiendo empresas», señalaba Musk el martes pasado durante la Cumbre CEO organizada por el ‘Wall Street Journal’. Una opinión extrapolable al resto del mundo, donde cada vez más prima este tipo de formación entre los gestores de empresas.

Esta «MBA-ización de Estados Unidos no es lo ideal», según Musk, especialmente cuando se trata de innovación de productos. En su opinión, los grandes directores ejecutivos corporativos a menudo quedan atrapados en los números y pierden de vista su misión principal: crear productos o servicios «increíbles», según el fundador de Tesla y SpaceX. «Deberían centrarse más en el producto o servicio en sí, y pasar menos tiempo en las reuniones de la junta o en las finanzas», añadía.

«Una empresa no tiene valor en sí misma. Solo tiene valor en la medida en que sea [un] asignador eficaz de recursos para crear servicios comerciales que sean de mayor valor que los costes», explicaba Musk, en referencia a que la labor del CEO de una empresa no es la del contable o la de quien vende el producto final, sino ser quien dirija la orquesta y asigne los recursos disponibles de la manera más adecuada. En este sentido, considera que lo que se entiende como «ganancia debería significar en algún momento que el valor de la producción es mayor que lo cuesta llevarla a cabo».

En este sentido, Musk revelaba en la conferencia que el mayor error que ha cometido como líder tanto de Tesla como de SpaceX fue pasar demasiado tiempo en reuniones mirando PowerPoints y hojas de cálculo, en lugar de estar en la fábrica. «Cuando voy a pasar tiempo en la fábrica, o realmente uso los autos o pienso en los cohetes… ahí es donde las cosas han ido mejor», explicaba Musk en la cumbre. Especialmente, porque si se sumerge en los detalles de un problema concreto, aumenta la moral y su equipo tiene «más energía».

Por todo ello, Musk instó a los CEO a «presentarse en el maldito frente de batalla y demostrar a tus empleados que te preocupas, y que no estás solo en una oficina lujosa en alguna parte».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here