¿Por qué deberías comprarte una moto después de la cuarentena?

0
480
motos

Cuando termine la cuarentena las actividades permitidas serán pocas, para progresivamente ir abriendo el abanico, con mayores o menores limitaciones. Pero montar en moto seguramente será de las primeras actividades permitidas.

La moto ha sido desde el origen de los tiempos sinónimo de libertad. Conducir por una carretera de curvas disfrutando del paisaje, sintiendo el aire y las inclinaciones suaves es un auténtico placer. Y no hace falta ir nada rápido para eso.

Las motos son la herramienta perfecta para huir de la monotonía. A los que nos gusta el mundo de las dos ruedas sabemos las sensaciones que son capaces de transmitirnos y disfrutamos ya sea por carretera, campo o incluso en ciudad, porque quitarte atascos y aparcar en la puerta también tiene mucho de disfrute.

Ahora estamos en casa y así debemos seguir, pero es por eso por lo que estamos deseando que se comience a levantar la cuarentena (cosa que por lógica se hará progresivamente) para volver a sentir lo que es rodar en moto por carretera abierta o por caminos perdidos.

La situación que estamos viviendo en esta crisis sanitaria y económica que está provocando el coronavirus, como era de esperar, ha afectado a las cifras de ventas de motos, al igual que al resto de sectores y a toda la economía. Pero creo que las motos van a ser el primer y, probablemente, el mejor escape a este periodo de confinamiento.

Por qué comprarme una moto ahora

Se avecinan tiempos difíciles, bueno de hecho ya están aquí, y el mundo va a sufrir cambios y habrá nuevas configuraciones y nueva formas de hacer las cosas en prácticamente todos los ámbitos. Algunos cambios serán malos y otros serán buenos, pero sin duda cuando todo esto pase el mundo será diferente.

Los eventos, el ocio y el turismo tal y como lo conocemos, así como muchos deportes, van a tardar mucho en volver a la normalidad, ya que los controles sobre nuestros hábitos prevalecerán hasta que no tengamos una vacuna que erradique el virus o medicinas capaces de combatirlo con eficacia.

Esto nos hace suponer que, durante los próximos meses, solo se permitirá ocio, deporte y, en definitiva, cualquier actividad de disfrute personal, en acciones que se hagan individualmente.

De este modo, creemos que los que tengan moto, independientemente del tipo de moto que sea, seremos de los primeros en poder disfrutar de la libertad y de nuestra afición al 100% en cuanto se permita la movilidad.

Y es que en una ruta con nuestra moto de carretera o practicando nuestro deporte (en caso de enduro), cumplimos con las normas de distanciamiento social disfrutando al 100% sin necesiad de hacer nada diferente a lo que hemos hecho siempre. Por esto Internet no tardó en llenarse de memes al respecto.

Estas son algunas de las acciones y costumbres moteras que ya realizamos y que son acordes al futuro inmediato que nos espera:

– No estamos cerca los unos de los otros, tanto rodando solo como en grupo. Nunca deberíamos ir a menos de 2 metros en una conducción segura.
– La ventilación es constante. Al rodar en moto el aire está constantemente circulando por nuestro cuerpo.
– Llevamos la cara cubierta al completo. Con los cascos integrales tenemos protegidas boca, nariz y ojos. Si nuestro casco además tiene mentonera para que no entre aire por la barbilla quedaremos completamente cubiertos.
– Llevamos siempre guantes. Los guantes son indispensables tanto en el día a día como en rutas y excursiones, por lo que también llevamos esta protección ahora necesaria.

Es decir, todo lo que normalmente ya hace un usuario de motocicleta está dentro de las normas y de la lógica para tomar precauciones frente al COVID-19. Lo único que deberíamos hacer es adoptar nuevas costumbres como acordarnos y limpiar y desinfectar el casco y los guantes al llegar a casa.

Lo que no podremos hacer es la parte social de la moto. No podremos parar en un bar a tomar algo o a comer después de una ruta, pero sí podremos disfrutar de la libertad, de todas las sensaciones de pilotaje y de esa sensación de plenitud cuando ruedas en moto. Los que han tenido moto en algún momento y ahora no tienen ya saben a qué me refiero.

Aquellos que no han tenido moto nunca cuando lo prueben se daràn cuenta que es lo mejor que todo el mundo decía. Además la moto es algo que podemos practicar hasta los 70 años o más (en mis clases de enduro el alumno más mayor tiene nada menos que 79 años) por lo que por muy tarde que se empiece siempre tendràn muchos años para disfrutar.

Más ventajas de las motos

Además de todo lo anterior, de la libertad, las sensaciones, la comodidad en ciudad… las motos tienen otras ventajas. Son más económicas que un auto, en cuanto a consumo, seguros y mantenimiento, e incluso precio de compra, ya que actualmente hay motos nuevas muy baratas en el mercado. Y por supuesto siempre podemos comprar una moto de segundamano, donde por menos de 2000 dòlares encontraremos calidad y altos niveles de sensaciones.

También hay que añadir que con una moto podemos llegar a sitios que con auto sería imposible, teniendo muchas menos limitaciones en lo que a rutas y descubrir lugares se refiere, y aunque sea complicado llegar seguro también disfrutaremos del camino.

Cada moto tiene sus usos y nos trasmiten sensaciones diferentes alcanzando mejores sensaciones en distintos aspectos. La comodidad de los scooter, las prestaciones de las deportivas, la polivalencia de las trail en todos los recorridos, el Lifestyle de las Cafe Racer… Pero en todas tienen el denominador común de las sensaciones de pilotaje y de libertad.

Es un mundo que todo el mundo debería probar. Eso sí, siempre tenemos que ir con mucha precaución en nuestras motos ahora más, tanto por nosotros como por los demás.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here