Cúrcuma y pimienta negra, infusión para reforzar tu sistema inmune y evitar el resfriado

0
310
curcuma

La cúrcuma es una planta nativa de Indonesia y del sur de la India cuyo tallo se utilizó por muchos años como un tinte para el cuerpo y para los textiles, aunque con el paso del tiempo también se adicionó a la comida como un condimento y poco a poco fueron apreciando sus propiedades nutricionales y los beneficios que tenía a la salud, por lo que es muy utilizado en remedios naturales.

Como muchos saben, este rizoma es rico en curcumina, un compuesto que ayuda a aliviar el dolor articular, desintoxicar el organismo, prevenir el envejecimiento celular, mejorar la digestión, reducir la inflamación, aliviar el estrés y la ansiedad, regular la depresión, entre muchos beneficios más, aunque también resulta muy eficaz para combatir a los resfriados.

La curcumina tiene grandes propiedades antiinflamatorias, antivirales y antibacterianas, lo que la convierte en un ingrediente idóneo para prevenir el resfriado o aliviar sus síntomas, pues mata a las bacterias causantes de la gripa y contribuye a fortalecer las defensas de nuestro sistema inmunológico. Sin embargo, la cúrcuma es de baja biodisponibilidad, ¿qué quiere decir?

Lá cúrcuma y la pimienta negra contra el resfriado

La baja biodisponibilidad de la cúrcuma significa que cuando la consumimos no es tan fácil para nuestro organismo asimilar sus bondades, debido que tiene una pobre solubilidad al agua, además posee de inestabilidad molecular y se desecha fácilmente por nuestro cuerpo.

Para ello, la pimienta negra actúa como una especie de catalizador de la curcumina en nuestro organismo, lo que promueve que se adquieran más fácilmente los beneficios del rizoma en nuestro cuerpo.

Sumado a esto, ambos ingredientes, la cúrcuma y la pimienta negra poseen capsaicina, un elemento químico natural que les da una característica picante y que en beneficios se traduce en un efecto descongestionante, además de que abre las vías respiratorias y contribuye a mejorar la circulación, así como a expulsar la mucosidad.

Infusión de cúrcuma y pimienta negra

Ingredientes:

  • 250 mL de agua
  • 1 ramita de canela
  • 1/3 de cucharadita de cúrcuma en polvo
  • 1 cucharadita de jengibre rallado
  • 1 pizca de pimienta negra
  • Miel

Coloca una pocillo con el agua y la ramita de canela a fuego medio alto, una vez que hierva, retira del fuego añade la cúrcuma en polvo, el jengibre rallado y la pimienta negra, de preferencia recién molida, remueve, tapa y deja por 10 minutos para que se infusione. Sírvelo en tu taza, pasando la bebida por una coladera, agrega miel al gusto. Se aconseja tomar esta infusión por la mañana en ayunas, 20 minutos antes de la comida y antes de dormir.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here