¿Cómo preparar un delicioso café capuchino en licuadora? Así lo preparas con solo 3 ingredientes

0
71
cafe

Hacer un capuchino perfecto y delicioso en casa es más sencillo de lo que piensas, te explico cómo hacerlo.

Por Alejandra Hernandez

Hola! ¿Cómo están? Ya estamos con otra receta facilísima y muy rica para aprender a hacer juntos. El día de hoy, y en el marco del Día Internacional del Café, aprenderemos a preparar un delicioso capuchino y eso no es lo mejor, sino que lo haremos sin ningún instrumento extra, más que una licuadora.

El capuchino es en sí la forma más romántica y glamurosa de tomar café, esa espuma muy espesa que te deja bigotes de leche es clásica, los emblemáticos 7 colores que debe de tener y esa nebulosa que se forma al unir café y leche, es por eso que  todos creíamos que no había otra forma de replicarla más que con una cafetera profesional, pero el día de hoy, desmentimos esa idea.

Elije a www.sobreruedas.news como tu portal favorito de noticias del mundo automotor

Ingredientes:

  • 1 carga de café expreso, puede ser de cápsula o de prensa
  • 400ml  de leche 
  • 200ml de leche evaporada.

Procedimiento:

Calentar las leches por un minuto en el horno de microondas, o  también lo puedes hacer en una pequeña cacerola a fuego.

Antes de que rompa el hervor retirar del fuego y verter en la licuadora.

Colocar la tapa del vaso y dar pequeñas pulsaciones, de esta manera se generan pequeñas burbujas en la leche caliente.

Cuando obtengas el nivel de espuma que desees ten a la mano una taza y vierte el contenido.

Verás que una parte se mantiene líquida y eso está bien, pues será el soporte de nuestra espuma.

Una vez que tengas esto, agrega cuidadosamente el café que también tiene que estar muy caliente, yo te recomiendo que lo dejes caer muy pegadito al vaso para que así se deslice suavemente al fondo, de esta manera se podrá diferenciar las capas de leche y café.

Recuerda que puedes saborizar la leche con lo que más te guste, esencia de vainilla, algún licor, chocolate, cajeta… En fin, su imaginación y su antojo son el límite.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here