Aerolíneas estadounidenses continúan negociando la participación del gobierno federal

0
275
aa

Ejecutivos del sector aéreo consideran contraproducente la participación del Estado en las compañías. 

Hace algunas semanas, el Gobierno norteamericano anunció uno de lo paquetes de apoyo financiero más grandes de la historia, en el que destinaría un total de US$ 50,000 millones para la supervivencia de las aerolíneas nacionales y el cual permitiría la preservación de los empleos hasta el 30 de setiembre. Una medida extraordinaria que ha desatado una serie de complejas negociaciones entre los ejecutivos del sector aéreo y el Tesoro estadounidense, ya que se ha determinado que esta medida permite al Estado tener una participación dentro de las compañías aéreas. 

Según lo informado por el diario Gestión, el Gobierno estadounidense ha manifestado claramente que no planean entregar un cheque en blanco. Es decir, que una de las contrapartidas en discusión es la participación del Estado en el capital de las aerolíneas, cuya amplitud determinará si se trata de una nacionalización o no. Esta hipótesis sería considerada una línea roja por los ejecutivos de las aerolíneas, ya que temen que un Estado accionista repela a los mercados financieros.

En ese sentido, el titular del Tesoro, Steven Mnuchin, aseguró que desde la Casa Blanca se encuentran trabajando rápidamente en un acuerdo para determinar las contrapartidas. “Nos reuniremos con todos los consejeros de las compañías aéreas esta semana. Trabajamos y avanzamos muy rápido sobre este tema”, declaró a la cadena Fox Business.

Por su parte, las cuatro grandes aerolíneas de EE.UU, American Airlines, United Airlines, Delta Air Lines y Southwest, a pesar de encontrarse en una situación crítica vinculada al brutal deterioro de sus ingresos, sostienen que su prioridad es evaluar todas las fuentes de liquidez que tienen disponibles para proteger a sus empleados y reforzar la salud de sus empresas. Algunas de ellas, como American Airlines, han recurrido a servicios de asesoría bancaria para liderar las negociaciones con el gobierno federal.

Igualmente, es importante recordar que las compañías aéreas mencionadas están por el momento en posición de debilidad y su supervivencia se ve amenazada por las millonarias pérdidas causadas por la propagación del COVID-19 en el mundo. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here