6 platos típicos de Croacia que deberías probar

0
185
croacia

Tu viaje no será lo mismo si no disfrutas también de la cultura gastronómica de este país mediterráneo que se ha convertido en destino turístico de moda.

La gastronomía tiene mucho peso, cada vez más en el turismo, pero no es el caso de Croacia, uno de estos destinos turísticos estrella actualmente. Famosa por sus playas y por la imponente belleza de Dubrovnik, ciudad a la que Juego de Tronos hizo viral a nivel mundial, no lo es tanto por su comida, y no será porque no tengan platos atractivos en su recetario tradicional. 

Si tienes la oportunidad de visitar el país balcánico, zona completamente recuperada del desastre que la guerra dejó hace tres décadas, no puedes dejar de lado la gastronomía local. Esto es fácil de hacer si estás recorriendo el país por tierra y un poco más complicado si llegas de pasada a bordo de alguno de los muchos cruceros que navegan junto a lo largo de la Costa Dálmata, pero aprovecha cuando estés en tierra firme para darte un homenaje autóctono. 

Lo mejor de la cultura gastronómica croata es el que el influjo mediterráneo se deja notar mucho en ella, y eso hace que comparta algunos rasgos con la nuestra, haciendo más apetecibles sus platos de entrada, importante detalle si en el grupo de viaje hay gente que sea un poco tiquismiquis con esto del comer cosas poco habituales. 

Es muy probable que preparando el viaje en casa antes de hacer la maleta repasaras distintas guías y artículos sobre los atractivos turísticos del país y en ninguno encontrarás en un lugar destacado a la gastronomía local. Estar estaría, pero pasaste de largo por ella. Y es una pena porque si uno no lleva el trabajo hecho, es más que probable que se quede sin probar clásicos locales tan ricos como los que hemos rescatado para ti en las siguientes líneas. 

Son seis, con un entrante y un dulce entre ellos, una selección suficiente para que no te agobies y te dé tiempo a probarlos todos sin necesidad de ir leyendo todas las cartas de los restaurantes como el perro que va detrás de un rastro. Además, son casi todas recetas extendidas por toda Croacia, así que no será difícil encontrarlas allí donde te encuentres. 

Pršut i sir

Pršut i sir

No lo traducimos porque entonces perderá parte de su gracia, ya que este entrante típico croata no es otra cosa que jamón y queso. Así empiezan ellos, como nosotros, una buena comida. El jamón es típico de la península de Istria, y es también de cerdo, cuya pata se sala en seco y se sazona con especies naturales como el ajo o la pimienta. En Istria el jamón se cura al aire mientras que en Dalmacia se ahuma. En ambos casos, se acompañará por quesos de la región. 

Boškarin y fuži

Boškarin y fuži

Si encontráis el primer término en una carta, pedidlo si os apetece probar la carne típica de la región de Istria. Es famosa ya en todo el país pero sobre todo en el norte, donde está la península en la que se cría este ganado. Se puede servir en carpaccio, como bistec, incluso en platos calientes como las sopas y hasta con  fuži, la pasta típica de la región de Istria. 

Crni rižot

Crni rižot

Este plato de arroz negro a simple vista te parecerá hecho en Italia o en nuestro país, puesto que se trata de un rissotto elaborado con sepia, tinta de esta -o calamar en su defecto-, aceite de oliva, ajo y un fondo que añade sabor a mar. El toque especial se lo da el prosecco, vino de postre dálmata que añade durante la cocción. En cualquier lugar de la Costa Dálmata podrás degustarlo. Es ideal para los que prefieran comer algo más cercano a nuestra gastronomía. 

Mejillones a la buzara

Mejillones a la buzara

Sencilla elaboración para cocinar los mejillones que es muy curiosa por lo distinta que es a cómo solemos comerlos nosotros. La salsa buzara se hace a base de vino con ajo, distintas verduras y pan rallado que está muy rico. Se parece a la preparación francesa más que a cualquiera de las nuestras y, obviamente, es un plato típico de la costa.

Peka

Peka

Guiso popular en toda Croacia, se trata de un plato de carne y verduras tiernas que se cocina en versiones muy distintas de forma muy lenta en todo caso, al calor de las brasas  y dentro de un recipiente de hierro especial que le da nombre al plato. Puede llevar pulpo, cordero, ternera o pollo, y suele ir acompañado por patatas. También se le conoce como ispod čripnje (debajo de la campana).

Fritule

Fritule

Entre los dulces croatas populares también encontrarás algunos rasgos comunes con los nuestros. Un ejemplo son los fritule, especie de buñuelos elaborados yema de huevo, pasas, cáscara de limón o naranja y que se bañan en azúcar en polvo después de ser fritos. En las zonas turísticas junto al Adriático son muy habituales.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here