Vettel fue 10º en el GP de Portugal

0
96
vettel

Sebastian Vettel se mostró afectado tras ser décimo en el GP de Portugal. Sigue sin encontrar la causa de por qué Leclerc exprime mejor el Ferrari.

Para el tetracampeón del mundo, este es un año de hacerse muchas preguntas. No logra sacar el máximo rendimiento al coche y, atravesando una crisis de resultados, ve cómo su compañero de equipo sí consigue estar en la parte delantera de las carreras.

Vettel fue 10º en el GP de Portugal, sumando su segundo punto en los últimos seis grandes premios, pero no fue consuelo. «No estoy feliz por lograr un punto. No estoy aquí para sumar solo un punto», declaró a la RTL alemana.

Mientras Raikkonen, que salía 16º, remontó hasta la sexta plaza al inicio, Vettel sufrió por detrás con neumáticos medios, sin ganar ninguna posición: «Tuve muchos problemas en las primeras vueltas para que los neumáticos cogieran temperatura. Similar a lo del sábado».

Luego, fue avanzando hasta la zona de puntos, y solo pudo con el propio Kimi Raikkonen, al que le arrebató la 10ª plaza final: «El coche fue muy difícil de pilotar durante toda la carrera. Perdía agarre muy de repente. Fue muy difícil ganar confianza. Tuve vueltas buenas y menos buenas, nada constantes. Falta consistencia. No sé si debería decir algo más, pero mejor no. Lo he probado todo».

Tras esa respuesta enigmática, llegó otra aún más determinante. Cuando le preguntaron si es posible recuperar a estas alturas la confianza en el SF1000 de Ferrari, contestó: «Intento sacar lo que sea posible».

«En este sentido, tengo sentimientos encontrados. Por un lado, estoy satisfecho porque tenía la sensación de haber hecho una buena carrera. Lo pasé mal al principio, perdí posiciones y casi pierdo el coche dos o tres veces. Después de eso, hice una buena carrera, pero por otro lado es obvio que el otro coche es mucho más rápido».

Ahí pasó a tratar de analizar por qué Leclerc es más rápido: «¿Dónde pierdo tiempo? Llevo rechinando los dientes todo el año. Es posible que un idiota nunca se dé cuenta, pero ¿soy un completo idiota? Lo dudo. En algún momento deberías tener suerte y dar con la tecla. Yo nunca lo hago y si lo consigo, es solo con mucha dificultad. En el otro lado parece mucho más fácil».

«Tengo que mirarme solo a mí mismo, pero claro que duele. Especialmente porque mis expectativas conmigo mismo son más altas que las que tienen los demás. Realmente no me importa todo el alboroto que se crea, pero para mí es difícil de procesar dentro del coche, porque soy demasiado ambicioso y tengo demasiada hambre de más», concluyó.

Vettel es 13º en el mundial de pilotos, cuatro puntos por delante del 14º (Kvyat), pero a 22 del 12º (Ocon). Con Leclerc pierde 57.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here